Gift of LIGHT

Love, Illumination, Gratitude, Humility, Transformation

(Amor, Iluminación, Gratitud, Humildad, Transformación)

 

Agosto 2011 

* * *

 Patrones Electrónicos,

 

¡YO SOY una magnífica Fuente de Fuego Violeta, resplandeciendo dentro del purificado planeta Tierra y envolviendo a toda la humanidad en un compasivo manto de misericordia, perdón, transmutación y libertad en la Luz!

 

 

 Declaraciones de Respiración para la Asimilación y Expansión del Patrón Electrónico:

 

(Inspiren)                  YO SOY inspirando...

(Sostengan)               YO SOY absorbiendo...

(Exhalen)                   YO SOY expandiendo...

(Retengan)          YO SOY proyectando...

 

…la prístina purificada armonía y balance del aire, el agua y la tierra! (3x)

*La declaración de respiración debe ser dada en cuatro tiempos, por cada respiración. En la inspiración, inspire las cualidades contenidas dentro de la Llama. Al sostener la respiración, absorba las cualidades en lo profundo de vuestro ser. Al exhalar, expanda y aumente el poder e ímpetu de las Cualidades Divinas que se están invocando a través del poder del Santo Aliento. Mientras sostiene la respiración fuera del cuerpo, proyecte estas magníficas Cualidades Divinas para bendecir a toda vida. Repita este ejercicio completo como mínimo tres veces.

~*~ 

Actividad de Sanación para el Planeta Tierra 

Invocación 

En el Nombre, Poder y Autoridad de la Única Universal Conciencia, YO SOY EL QUE YO SOY, Amada Ima, Madre de la Tierra, Amada Inmaculada, Observadora Silenciosa para el planeta Tierra y todos los grandes seres y huestes de Luz de los Doce Rayos,  hacemos este llamado en nombre de toda la humanidad. 

Unan vuestras energías con todos los trabajadores de la Luz por todas partes. Borren de la conciencia de la humanidad las ilusiones que nos separan unos de otros y nuestra propia Divina Perfección. ¡Impriman en la mente y sentimientos de cada corriente de vida que YO SOY la Perfecta Voluntad de Dios! ¡YO SOY la Belleza, el Amor, la Paz y el Gozo de esa manifestación! Colmen los cálices de nuestras conciencias para que se inunden con los Rayos de Luz hasta que seamos elevados a esa perfecta Unicidad que tuvimos en el comienzo antes de que este mundo fuese. 

Ahora nosotros avisoramos el desarrollo de un magnífico Loto dentro de cada corazón humano llegando a su plena floración. Permitan que: el deseo de hacer la Divina Voluntad en todas las cosas, ver la Divina Voluntad en todas las cosas y conocer la Divina Voluntad en todas las cosas, despierten dentro de cada individuo ahora mismo. Continúen bendiciéndonos mientras nos esforzamos hacia esa definitiva Unicidad de Vida, Luz y Amor. 

Nosotros agradecemos la inmediata manifestación de esta llamada a la victoriosa Luz de Dios, porque lo pedimos en el más Santo Nombre de Dios, YO SOY EL QUE YO SOY. 

Nosotros hemos sido testigos, o al menos nos hemos vuelto conocedores de numerosos eventos tales como los conflictos entre naciones, el hambre, los derrames de petróleo que dañan el sistema ecológico, los tornados, los conflictos familiares, etc., que han ocurrido o están sucediendo en nuestro mundo. No pasa un día sin que las noticias nos informen de algún desastre que ha tenido lugar, está sucediendo o va a ocurrir. Como trabajadores de la Luz, tenemos el poder y la obligación de hacer todo lo que podamos para eliminar, o al menos disminuir el impacto de estas actividades mediante pensamientos positivos, ofreciendo plegarias y meditaciones para invocar la sanación de la Tierra y de todos los aspectos de vida sobre Ella. 

Visualicen un cáliz en el centro del cuarto, velas y un globo terráqueo de nuestro mundo. Cada uno de ustedes es una pequeña representación de un continente. Cuando vuestro continente es mencionado, visualícense en el cáliz, encendiendo una vela e invocando a la Observadora Silenciosa del mismo. La iluminación de la vela es el símbolo de la Luz, Amor y Paz, que estamos dirigiendo a cada área del mundo. Yo ofreceré una plegaria especial de una de las más grandes religiones para ese continente. Habrá un momento de silencio al finalizar cada plegaria. 

* * *

Comencemos con el continente más antiguo, ventoso y probablemente el más deshabitado por la vida humana, la Antártida… 

Encendemos una vela e invocamos a la Observadora Silenciosa para el continente de la Antártida. 

Ofrecemos una Plegaria Islámica:

 

En el Nombre de Dios, Máxima Gracia, Máxima Misericordia,

Alabado sea Dios, el Más Querido y Sostenedor de los dos mundos,

Máxima Gracia, Máxima Misericordia,

Maestro del Día del Juicio.

A Ti te adoramos

Y Tu ayuda hace que busquemos,

Muéstranos el correcto sendero,

El sendero de aquellos sobre quienes Tú has otorgado Tu Gracia,

Aquellos cuya parte no es la ira, y quienes no van por mal camino.

En el Nombre de Dios, Máxima Gracia, Máxima Misericordia,

Digan: Él es el Único y el  único Dios,

Alá es Omnipresente, el Eterno, el Absoluto,

No es el Engendrado, ni es el Engendrador,

Y no hay como Él. Amén

* * *

Siguiendo hacia el Sur, reconocemos el mayor depósito mineral y diversidad cultural del continente de Norte América… 

Ahora encendemos una vela e invocamos a la Observadora Silenciosa del Continente  Norteamericano. 

Ofrecemos una Plegaria Nativa Americana:

Oh, Gran Espíritu

Cuya voz escucho en los vientos,

Y cuyo aliento da vida a todo el mundo, escúchame, Yo soy pequeño y débil,

Necesito tu fortaleza y sabiduría.

Permíteme caminar en belleza y hacer que mis ojos siempre contemplen el rojo y el púrpura de la puesta de sol.

Haz que mis manos respeten las cosas que has hecho y mis oídos se agudicen para escuchar tu voz.

Hazme sabio, así puedo entender las cosas que les has enseñado a mi gente.

Permite que aprenda las lecciones que están ocultas en cada hoja y roca.

Yo busco la fortaleza, no para ser más grande que mi hermano, sino para pelear con mí más grande enemigo – yo mismo. 

Hazme estar siempre preparado para llegar a ti con manos limpias y mirada recta.

Así, cuando la vida vaya disminuyendo, como lo hace el sol poniente, mi Espíritu pueda llegar a Ti sin vergüenza. Amén.

* * *

Continuando en dirección sur, encontramos el hogar  menos poblado, con sólo un 12 % del total, aunque Sud América es el cuarto continente más grande… 

Encendemos una vela e invocamos a la Observadora Silenciosa del Continente Sudamericano.

Ofrecemos una plegaria de la religión Bahai:

¡En Ti sea la plegaria, Oh, Señor mi Dios! Yo imploro por Tus signos que han envuelto a la entera creación, y por la luz de Tu semblante que ha iluminado todo lo que está en el cielo y la tierra, y por Tu misericordia que ha sobrepasado todas las cosas creadas, y por Tu gracia que se ha extendido por todo el universo, para rasgar los velos que me separan  de Ti, a fin de que Yo pueda apresurarme  hasta la Cabeza de la Fuente de Tu poderosa inspiración, y hasta el Día de la Primavera de Tu Revelación y generosos favores, y pueda estar inmerso bajo el océano de Tu cercanía y placer. 

Tú eres Quien, desde la eternidad fue, a través de la potencia de Su poder, supremo sobre todas las cosas, y quien a través de la operación de Su voluntad, fue capaz de ordenar todas las cosas. Nada en ningún lugar, ya sea en Tu cielo o en Tu Tierra, puede frustrar Tu propósito. Ten misericordia, entonces, de mí, Oh mi Señor, a través de Tu graciosa providencia y generosidad, e inclina mi oído hacia las dulces melodías de los pájaros que trinan su plegaria hacia Ti, en medio de las ramas del árbol de Tu Unicidad. Tú eres el Gran Dador, el Siempre Perdonador, el Más Compasivo.

 * * *

Ahora viajamos al hogar del desierto más grande del mundo, el Sahara y el río más largo, el Nilo, al continente de África… 

Encendemos una vela e invocamos a la Observadora Silenciosa del Continente Africano. 

Ofrecemos una Plegaria Ashanti (Africana):

Oh, Señor, Oh, Dios, creador de nuestro suelo, nuestra tierra, los árboles, los animales y

Humanos, todo es por vuestro honor

Tú también has empujado a los otros continentes más allá del mar.

¡Qué maravilloso mundo has hecho del barro seco, y

Que hermosos hombres y mujeres! 

Te agradecemos por la belleza de esta tierra

La gracia de tu creación es como un fresco día entre estaciones lluviosas.

Bebemos en tu creación con nuestros ojos.

Escuchamos el júbilo de los pájaros con nuestros oídos.

 

Señor, te llamamos, te pedimos: arranca todos nuestros pecados y nuestra muerte.

Este maravilloso mundo palidece.

Y un día nuestros ojos se cerrarán, y todo lo que no es de Ti, estará cumplido y muerto.

Bendícenos. Bendice nuestro suelo y gente. Amén 

* * *

Justo al norte, llegamos al área que es considerada el lugar de nacimiento de la Cultura Occidental, la Antigua Grecia. El continente de Europa es también el lugar de dos guerras mundiales. 

Encemdemos una vela e invocamos a la Observadora Silenciosa para el continente Europeo. 

La Plegaria Cristiana será el Salmo 121:

Elevo mis ojos a las colinas ¿De dónde vendrá mi ayuda?

Mi ayuda viene del Señor, el Hacedor del cielo y la tierra.

Él no dejará titubear tu pie

Él, que te cuida, no dormirá

Realmente, Él que cuida a Israel no dormita ni dormirá.

El Señor te cuida –

El Señor es tu sombra a tu mano derecha.

El sol no te dañará durante el día, ni la luna por la noche.

El Señor te alejará de todo mal, Él cuidará tu vida.

El Señor cuidará tu salida y tu entrada.

Desde ahora y para siempre y mucho más. Amén  

 * * *

Ahora llegamos al continente más grande que contiene  más o menos un tercio del área de la tierra del mundo: Asia 

Encendemos una vela e invocamos a la Observadora Silenciosa para el continente Asiático. 

Ofrecemos una Plegaria Budista en Buena Voluntad:

Puedan todos los seres por todas partes,

Vistos y no vistos,

Morando lejos o cerca,

Estando o esperando convertirse

Puedan todos ser colmados con duradero gozo.

No permitan que uno engañe a otro,

No permitan que cualquiera desprecie a otro,

No permitan que uno, fuera de ira o resentimiento

Le desee sufrimiento a alguien de ninguna forma.

Permitan que vuestro amor fluya a través del universo,

A sus alturas, sus profunidades, sus bordes extensos,

Un ilimitado amor, sin odios ni enemigos.

Entoces mientras ustedes se paran o caminan

Se sientan o acuestan

Tanto como estén despiertos,

Esfuércense poque esto con una mente dirigida;

Vuestra vida traerá el cielo a la tierra. Amén 

* * * 

Finalmente, llegamos al continente más pequeño conocido por sus raras especies de vida silvestre y hogar de los aborígenes, Australia

Encendemos una vela e invocamos a la Observadora Silenciosa para el continente Australiano. 

Ofrecemos una plegaria de la religión Hindú:

Tú eres el Imperecedero, el supremo Objeto de Conocimiento;

Tú eres el definitivo lugar de descanso de este universo;

Tú eres el inmortal guardián del  eterno derecho.

Tú eres el Espíritu eterno, Yo sostengo.

Sin comienzo, medio o final, de infinito poder,

De infinitos brazos, cuyos ojos son la luna y el sol

Yo te veo, con rostro de fuego flameante,

Encendiendo este entero universo con Tu radiación.

Oh, Tú de infinto poder, Tu proeza es inconmensurable;

¡Tú lograste todo, por lo tanto Tú eres Todo!

Tú eres el Padre del mundo de las cosas que se mueven y no se mueven,

No hay otro como Tú

¡Yo pido gracia de Ti, ten gusto en mostrar tu  misericordia, Oh, Dios! Amén

 

* * *

Habiendo ofrecido una variedad de plegarias, invoquemos ahora Luz, Amor y Paz para penetrar a toda vida sobre la Tierra. (Decreto 3-07 Luz Desciende, Libro de Ceremonia y Servicio Ordenado, 1989) 

Por favor cierren los ojos y tomen una profunda inspiración y libérenla. Tomen otra profunda inspiración y libérenla. Sigan las siguientes palabras para que penetren cada fibra de vuestro ser.

 

Decreto para la Purificación de la Tierra 

Envueltos en la Luz y Amor de la Universal Presencia, nosotros los chelas de El Puente a la Libertad Espiritual, elevamos nuestras conciencias en eterna amistad con nuestros poderosos co-servidores de la Gran Hermandad Blanca. Con manos juntas en unidad y servicio, invocamos la más poderosa actividad del Fuego Violeta para que RESPLANDEZCA (X3) a través de nosotros ahora mientras decretamos: 

¡YO SOY una majestuosa Fuente de Fuego Violeta purificando la atmósfera de la Tierra, transmutando todo efluvio y restaurando la prístina dulzura del elemento aire! 

¡YO SOY una majestuosa Fuente de Fuego Violeta, resplandeciendo a través de los océanos, ríos y corrientes de la Tierra, hasta que el elemento agua fluya claro y limpio una vez más! 

¡YO SOY una majestuosa Fuente de Fuego Violeta, purificando al elemento de la tierra, restaurando el equilibrio de los minerales hasta que el suelo sea una vez más una rica, fértil habitación para toda vida! 

¡YO SOY una majestuosa Fuente de Fuego Violeta, resplandeciendo dentro del purificado planeta Tierra, envolviendo a toda la humanidad en un compasivo manto de misericordia, perdón, transmutación y libertad en la Luz! 

¡Así es, amado YO SOY EL QUE YO SOY! 

Vayan en silencio ahora y permitan que la Única Universal Conciencia les revele cuáles serán vuestros próximos pasos para sanarse a ustedes mismos, a vuestra nación y al mundo entero. 

Namaste

  

* * *  

Un día, despertaremos y descubriremos que somos familia…

Arzob\ispo Desmond Tutu  

 

 

~*~

 

 

Setiembre 2011